8812567121_8dd8b62fc6_k

Un evento. Pero no cualquier evento: una hackathon reúne a programadores y otros expertos en desarrollo de software y hardware, incluyendo a ingenieros, diseñadores gráficos, entre otros profesionales que aman el mundo digital.

De forma colaborativa, se trata de crear aplicaciones u otros softwares en el menor tiempo posible para cubrir ciertas necesidades y objetivos. La idea es generar soluciones eficaces que tengan alguna utilidad posterior: desarrollo de actividades empresariales, servicios, ideas creativas o emprendimientos.

Uno de los factores más importantes: el trabajo en equipo ¿Qué es de este evento sin esta característica? ¡Nada! De esto se trata. Cada profesional aportará desde su punto de vista lo mejor de su talento desarrollador para sacar adelante, en tiempo récord, una idea que trascienda más allá del evento.

Mientras en algunas hackathones se entrega un tema específico, o una forma determinada de trabajo para el desarrollo de lo que se quiere lograr, otras son más libres y variadas en temáticas. Y la idea no es solamente trabajar programando: una serie de actividades anexas hacen de la hackathon un momento ideal para el intercambio de conocimientos.

Definir qué se espera de los programadores, innovaciones desde un punto de vista determinado o el futuro de ciertos sectores empresariales son algunos de los temas complementarios con los que una hackathon podría contar. Inclusive serán relevantes materias que ya se vuelven detalles, pero relevantes, del emprender: espacio web, herramientas relacionadas a abogados, legalidad, gestión del tiempo web o soluciones de negocios.

Las soluciones tecnológicas son, hoy en día, una prioridad para el mundo empresarias, es por eso que las hackathones se encargan de dar vida a nuevas ideas en un espacio y momento dedicado 100% a motivar el surgimiento de muchas ideas que se encuentran durmiendo en mentes brillantes.

Los software del futuro, pueden nacer de una hackthon. Si te enteras de alguna y tienes ganas de ir, no lo pienses dos veces y demuestra todo el talento tecnológico que hay en ti.

Fotografía de Sebastiaan ter Burg.

Share Button