Desafío Latam
Actualidad

9 razones para ser docente en tecnología

9 razones para ser docente en tecnologia

9 razones para ser docente en tecnologia

Para muchas personas el interés por enseñar es natural, casi sin darse cuenta lo hacen a diario con sus familiares, amigos(as) y colegas de trabajo, de ellos parte un docente en tecnología.

Algunas lo canalizan a roles más formales de enseñanza como docencia en aulas de clases, mentorías uno a uno, coaching, talleres, canales de youtube y un largo etcétera, pero hay un gran número que no.

Personas para quienes su habilidad para aprender y transmitir conocimiento les parece más un pasatiempo que el real potencial que posee: una autopista para el crecimiento personal y desarrollo de carrera profesional.

Por otro lado, en la industria digital existe un importante déficit de contratación por falta de capacidades TI (tecnologías de información): al 2030, 85 MM de puestos de trabajo no se podrán completar (Korn Ferry).

Además, según la OCDE, 1.1 billones de puestos serán transformados por la tecnología en los próximos 10 años. O sea esta industria necesita expertos en tecnología que puedan ser (re)formadores de nuevos talentos, es decir del docente en tecnología. Y urgente.

Si sientes que el zapato te está empezando a calzar, acá te dejo 9 razones para que te lances al mundo de la docencia en TI:

El camino a la docencia TI

1.-Te obliga a tener las cosas más claras

Enseñar te desafía a encontrar nuevas formas de explicar y simplificar conceptos complejos, hablar en simple, lo que a la larga mejora tu capacidad de adaptación y resolución de problemas.

Por otro lado enseñar, como docente en tecnología, requiere un conocimiento profundo de las materias, lo que te impulsará a actualizar y perfeccionar tus habilidades y conocimientos regularmente, ayudándote a estar a la vanguardia con los últimos avances y tendencias de tu sector.

¿El bonus track? te fomentará una mentalidad de aprendizaje continuo y crecimiento personal.

2.- Nuevas perspectivas

Fácilmente caemos en sesgos para convencernos que nuestras ideas, puntos de vista y soluciones son las correctas, las verdaderas.

Enseñando puedes obtener perspectivas frescas e insights de tus propios estudiantes, quienes provienen de otras disciplinas y contextos sociales y traen diferentes experiencias. Lo que aprendas de ellos puede cambiar tus mapas mentales.

3.- Oportunidad de crecimiento

Hacer clases requiere el desarrollo de sólidas habilidades de comunicación y presentación, mejorando tu capacidad para explicar conceptos a audiencias diferentes.

Si nunca has hecho clases esto puede sentirse como escalar una montaña, pero en algunas instituciones existen instancias de apoyo para prepararte y mejorar.

Por ejemplo, en Desafío Latam cada aspirante a docente pasa por un completo programa de formación antes de su primera clase y luego por un proceso de acompañamiento periódico para identificar y trabajar oportunidades de mejora.

4.- Expansión de red

Enseñar ofrece oportunidades de conectar con otros docentes, profesionales y expertos de la industria, expandiendo tu red y abriendo puertas a nuevas colaboraciones y oportunidades laborales.

Por otro lado, estarás formando a futuros colegas de tu industria, personas que en un futuro podrían formar parte de tu equipo o invitarte a ser parte de los suyos.

Y si esos estudiantes son además de otras nacionalidades, podrían apoyarte con información de mercado y acceso a sus redes si quieres crear un negocio internacional o internacionalizar uno actual.

5.- Reputación y credibilidad

Tener un rol de docente te posiciona como un experto o experta en la materia, elevando tu reputación profesional y credibilidad entre tus pares.

Un poco lógico, pero mientras más prestigiosa es la institución, mayor reputación te endosará. Elige bien.

6.- Transición a educación

Ser docente puede ayudarte a dar los primeros pasos para orientar tu carrera hacia la industria de la educación expandiendo tus opciones profesionales.

Ya sea como educador(a), diseñador(a) instruccional, consultor(a), o en roles específicos en tecnología, negocios o producto apalancándote de la valiosa experiencia al frente de una sala de clases y del portafolio de materiales educacionales que tal vez hayas desarrollado.

7.- Impacto social

Siendo docente en TI tienes la oportunidad de crear un impacto positivo en la sociedad al equipar a los estudiantes con habilidades y conocimientos que pueden mejorar sus vidas, con nuevas oportunidades profesionales y posibilidades de movilidad social.

Podrás empoderar personas de diversos contextos sociales, incluyendo grupos subrepresentados, y entregarles herramientas y apoyo para que puedan alcanzar el trabajo que sueñan en tecnología.

8.- Construcción de la industria

Transformándote en docente puedes contribuir a construir una comunidad tech más fuerte, impulsando la colaboración, el networking y el apoyo entre los estudiantes.

Además puedes ayudar al desarrollo y mejora de los estándares de la industria, sus buenas prácticas y recursos educacionales, para que los futuros profesionales tengan una mejor preparación para un panorama siempre en evolución.

9.- Tu legado

La enseñanza puede ser increíblemente gratificante y satisfactoria, al observar a los estudiantes entender conceptos desafiantes, superar obstáculos y tener éxito en sus caminos de aprendizaje.

Te permite encontrar un sentido de realización personal ayudando a otros a aprender, crecer, mejorar sus vidas y la de sus familias.

Todos nos acordamos de algún profesor o profesora que nos marcó (para bien o para mal) y cambió la forma en que vemos el mundo o nos ayudó a encontrar nuestro camino.

Al enseñar podrás dejar un legado que perdurará en tus estudiantes a medida que avanzan en su carrera, traspasan conocimiento a otras personas y hacen sus propias contribuciones a la industria.

Autor: Alejandro Harcha

Dedicar parte de nuestro tiempo a enseñar no es sólo satisfacer la necesidad de un pasatiempo o darle espacio a una vocación personal, es concretar la posibilidad del impacto multinivel que podemos alcanzar en nuestra vida y en las de quienes seguirán cuando ya no estemos.

Soy Alejandro Harcha, director de Producto en Desafío Latam y nuestra misión es reducir la brecha digital en Latam. 

Para lograrlo nos ayuda un gran equipo docente que sigue creciendo, así que te invito a que revises este link con los distintos roles abiertos y si crees que alguno es para ti ¡adelante! Estaremos felices de que te sumes al Desafío.

Artículos relacionados

Expertos piden parar desarrollo de la Inteligencia Artificial

Ramón Aguilera
1 año ago

¿Sabías que TikTok se usa más que Google como buscador?

Ramón Aguilera
1 año ago

Emprendimiento Tecnológico ¿Cómo transforman la economía?

Carlos Gómez
1 año ago
Salir de la versión móvil